loader image

El Salmo 91 es un salmo sobre la fidelidad de Dios. En este salmo leemos que Dios es nuestro refugio. Él es nuestra fortaleza. Nos salva. Nos protege. Este salmo se resume en un simple hecho: Dios siempre es fiel no importa las circunstancias. Él está presente cuando los tiempos son buenos y cuando no son tan buenos. Él está incluso cuando no sentimos su presencia. El caminar de cada persona en la vida es diferente en su crecimiento en Cristo, pero la fidelidad de Dios es siempre la misma. ¿De qué manera ha experimentado la fidelidad de Dios en su vida? Tome tiempo hoy para recordar su fidelidad y la manera en que Él lo librado a través de las diferentes etapas de la vida. Agradezca a Dios por su fidelidad y consuélese en saber que Él siempre estará disponible para usted.

Categorías: Pensamientos