Hechos 7:9-10

Los patriarcas, movidos por envidia, vendieron a José para Egipto; pero Dios estaba con él,

y le libró de todas sus tribulaciones, y le dio gracia y sabiduría delante de Faraón rey de Egipto, el cual lo puso por gobernador sobre Egipto y sobre toda su casa.

Categorías: Pensamientos

INAC Suárez

Cuando Cristo vino a mi corazón, mi vida entera cambió! Su paz y su amor alejaron de mi las dudas, las sombras y el temor!